jueves, 9 de abril de 2009

LA ESPERANZA

Detalle del rostro de la Esperanza Macarena.
Semana Santa 1995


En este rostro está el misterio y el secreto de la ciudad, todas las metáforas de su destino. Esta madrugada volverá a salir por su barrio, y volverá a pasar por donde nací. Rescato para la ocasión estas palabras que le dediqué a principios de los noventa, después de un exilio de demasiados años.






Toda ausencia
es una escritura del silencio,
la sed de un sueño.



En el temblor del alba
vi el viejo barrio en llamas,
las sombras que el viento abandona.


Lejos,
donde un niño llora los adioses,
la noche de tus huellas,
la Lámpara de la Esperanza.


El tiempo
se adentra en las calles y los patios
con la desnudez de un relámpago.


VOLVIÓ. VIERNES SANTO.










MUCHAS FELICIDADES Y UN FUERTE ABRAZO A TODOS LOS MACARENOS.












No hay comentarios:

Blogger templates